martes, 30 de noviembre de 2010

Primeros bosquejos de investigaciones sin sentido.

¿No les ha pasado querer hacer algo en el internet pero no saber qué?

Hola a todos los que se pasean por mi blog dejando su tabla de surf cibernética para detenerse y mirar un poco los escritos de su loca autora.

No sabia que hacer hoy, es decir: Tenemos una poderosa herramienta que es el internet, hay todo un mundo y un mar de código binario esperándonos por ser descargado, actualizado, posteado, etc etc como mejor te convenga. Uno nunca sabe lo que se encuentra.

Un millón de posibilidades para hacer de todo... o no hacer nada.

Me di a la tarea de buscar imágenes, ¿Qué es lo que la gente busca más? La palabra que mas se relaciona con las busquedas en el omnipotente google???

Todo en orden alfabético.


He aquí los resultados... si si, no tenia nada que hacer....

Amor
Bob esponja
Corazones
Dia de muertos
Estrellas
Facebook
Google
Halloween
Imágenes de amor
Justin Bieber
Katy Perry
Lady Gaga
Megan Fox
Naruto
Ñengo flow
Ojos
Paisajes
Química
Robert Pattinson
Selena Gomez
Te amo
Uñas decoradas
Vestidos de novia
Winnie Pooh
Xbox 360
Youtube
Zac efron.



Mis conclusiones:

1 La mayoría son artistas
2 No esta miley cirus
3 winnie Pooh vencio a wisin y yandel
4 ¿Qué rayos es ñengo flow?
5´Debía estar Lady gaga
6 Los humanos somos románticos de naturaleza
7 Se destaco la mención de un anime (uno muy obvio)
8 Los mounstros de la internet aparecieron justamente
9 NO esta el twitter
10 Bob esponja rules
11 De las pocas palabras con x xbox es la favorita (y como no)
12 De cajón Robert Pattinson (para las mujeres)
13 Para los hombres Megan fox
14 El halloween y el día de muertos siempre compiten
15 Me sorprendio encontrar la palabra paisajes




Esto es todo por hoy, mas investigaciones después de otra entrada.

jueves, 18 de noviembre de 2010

Bien camuflageada

...El tema de hoy...

Ya hace más de un año que ingresé a la universidad. Se supone, escuchaba a rumores muy acertados que la universidad te saca los sesos, te hace sudar y darte topes contra la pared.
Apenas he cursado dos semestres no tan satisfactorios. Y es ahora donde vengo a comprobar las terribles teorías de mis predecesores y allegados. La uni podría ser mierda...

Dejando atrás nuestro pequeño comentario introductorio, les hablaré de una de las cosas curiosas para mí (algo super normal para otros).

Entrando a la universidad no me imaginaba que me mimetizaría a la perfección con el ambiente estudiantil.
Para mí es como observar manadas corriendo estrepitosamente; gángsters exhibiendo con orgullo la colilla del cigarro, algunos mirones, grupos enteros de fresas, geeks y la gente equis inpopular como yo.
¡Toda una variedad de donde escoger!

Pero la razón de mi adapte no es presisamente eso y ni una otra cosa imaginable (compatibilidad con los amigos, ambiente relajado y buena onda, vivencias universitarias agradables). Es sin lugar a dudas el estilo de las fénimas del sur que me causa conmoción.

Para que sea más entendible este tema: Mi padre viene del sur del estado, mi madre es del norte del estado. Por desgracia tengo más rasgos del sur que del norte.
Mi cabello es rizado, ondulado, chino o qué se yo.
Vivo en el norte. No muy seguido ves rulos andantes por ahí pero acá es diferente.

Estudio en un área más sureña que norteña y evidentemente la mujer promedio aquí debía ser rizada, debía ser curvilinea, más morena que blanca.

Y así es: Te sorprendes al "degustar" toda clase de rizos; desde los pasita hasta los más ondulados. Siempre muy largos, la mayoría teñidos.
Y se coordinan hermosamente con ese acento costeño que ya se me está pegando.

Si alguien me ve pueden decir que efectivamente soy de ahí.

Estaba muy acostumbrada a que me dijeran de donde soy que mis rizos son muy lindos (difiero con eso) y que no hay muchas así.

Acá soy una más del montón. Una más que decide usar la melena en toda la expresión de la palabra. Soy desinteresada, últimamente no me peino y muestro la melena a la luz. Debo aceptar mi condición y raíces.

Es aún más divertido saber que el grupo de amiguillas con las que me junto se parecen a mí en este aspecto; son de diferentes tipos de rizos, casi nos peinamos igual...

Y es estresante ver tanto chino por los pasillos de la facultad. Nunca me ha gustado mi cabello...

Encajo bien, a simple vista...

Un día me haré un alasiado permanente.
Entre claros, rosas y oscuros. Entre mil colores se encontraba.
Se ocultaba; permanecía sigilosa y asustada.

¿Qué color debía tomar?

La desición era más fácil que nada: debía llegar al blanco, alejar el negro.
Pero para alejar el negro debía atravesarlo. Ella se encontraba, como otros días, en la duda, en el mar de las preguntas, en una frontera sin límite.

Recordó su historia. Recordó momentos. Miró de frente, siempre de frente. Ya no debía mirar atrás.

Tomó un pedazo de su corazón que sangraba, chorreaba. Lo arrojó al abismo; le dió un beso de despedida y el trozo se hizo gris.

Tomó un pedazo de su voz; eran los gritos desgarradores. Arruinaban sus oídos. Sólo podía escuchar un canto. Era una oda al amor, un réquiem de dolor.
Metió la mano en su garganta. Sacó todas esas frases que dedicó, rompió las palabras de cristal. Molía las letras de un nombre. Y la voz se hizo polvo.

Tomó su nariz, la exprimió.
Salieron los fluídos de aquellos aromas que la llevaban a tiempos hermosos, tiempos de desdicha. Tomó un pañuelo, los detuvo. Los envolvió y quemo a sus pies.
Y los aromas desaparecieron.

Abrió su cráneo. Tomo el cerebro.
Proyectaba momentos, proyectaba risas, nombres, lunas y soles. La hacía volver al pasado más vívido que nunca.
Cortó un pedazo, lo miró. Una lágrima enjuagó las basuras, el cerebro lucía limpio.
Lo puso en un pedestal junto con el polvo, el corazón gris y lo que quedaba del pañuelo.

Miró sus recuerdos, ahí estaba su historia. Sin esa parte de cerebro comenzó a olvidar. Ya no sabía cuál era su nombre, ya no más.
Ya no recordaba que había amado, que había sufrido. Ya no había nada.

Metió la otra parte del cerebro, hermosa e incorrompible, con nuevos recuerdos con nuevas historias.


Aquella sonrisa, aquel amor por el que una vez se mantuvo viva, se desvanecía lentamente mientras ella se alejaba. Lista para atravesar el negro.

Y el negro sería difícil. El negro sería duelo, el negro sería desolación. Nunca odio.

Pero el negro se iría, porque llegaría a la luz. Allí donde no existía el miedo. El recuerdo de su nombre.

Camino sin saber porqué. Todo ya lo había olvidado...

miércoles, 17 de noviembre de 2010

Tus ojos

El brillo de tus ojos
me deja detener el tiempo
se abre una puerta más
sonrío bajo el sol.

El aroma de tu piel
me lleva a mi hogar
respiro tranquila
voy contigo de la mano.

En un mundo que me detiene
en el camino que nos aleja
en la ciudad bajo tu estrella
no soltaré tus labios.

Se que las palabras sobran
y no hay como explicar
cuando el brillo de tus ojos
refleja mi sonrisa.
Se que la vida se pasa volando
y los momentos se irán
pero el brillo de tus ojos
me dice que todo estará bien.

La luna que me espía
sabe bien lo que es sentir
el viento en las pupilas
y el agua de tu abril.

Una última noche sin ti
no puedo permanecer así
¿Porqué no damos una paseo?
Prometo no ser cursi.

En un mundo que da giros
en el camino que seguimos
en la ciudad bajo mi estela
no soltaré tu cuello.

Se que las palabras sobran
y no hay como explicar
cuando el brillo de tus ojos
refleja mi sonrisa.
Se que la vida se pasa volando
y los momentos se irán
pero el brillo de tus ojos
me dice que todo estará bien.

Podría tener un mal día tal vez
podría dejar todo a la deriva también
podría apagar las luces y no ver
pero tendré la luz de tus ojos.

Podría quedarme sin aliento
o dejar atrás todos mis sueños
podríamos despedirnos mañana
pero me quedaré con el brillo de tus ojos.

miércoles, 10 de noviembre de 2010

Lo que salió del alma se plasmó en la compu...

El reloj te alcanzó mi amor
decidiste seguir adelante
yo me quedé con el dolor
y una soledad desesperante.

En la tierra, en el mar...
estabas en mi aire.

Te dije que que te iba a alcanzar
pero tu nunca confiaste..

Ahora estoy aquí
tan cerca de tí
juré que vendría por ti..
Y tu me puedes ver
y te he visto volver
me tienes sin saber que hacer

Este sentimiento se mueve
como la sangre en mi piel
me mata y aun me llueve
como aquella primera vez

Es tan absurdo, tan triste
que regreses a mí...

Ahora estoy aquí
tan cerca de ti
juré que vendría por tí
Las cosas pueden ser
distintas hoy de ayer
pero mi amor seguía igual.

Es increíble como la vida nos reencuentra
a pesar de todos los males nos miramos de frente
intenta abrir tu corazón, escucha lo que siente
¿Crees que me quiera ahí contigo?

domingo, 7 de noviembre de 2010

Es dificil mantenerte en pie
aún más si no gritas las palabras que hay en tí.

Podría ser mal entendida
pero las emociones se apoderan la mayor parte de mí.

Es como pedir ayuda a los sordos
si no puedes contar lo que sientes.

Debería empezar ahora
debería decir que a veces no soy perfecta
que lastimo sin darme cuenta
que puedo herir lo que más protejo
que me equivoco y digo lo que no siento.

No quiero decir que tomé el rumbo equivocado
que sin darme cuenta lo nuestro va cuesta abajo
no quiero pensar que todo en el mundo así termina
que no es posible vivir en una fantasía.

No quiero alardear de lo que tengo
pero se que es algo más importante que lo demás
podría pasar horas y no terminaría en explicar
lo mucho que sonrío cuando tu estás.

No soy perfecta no soy fuerte
todo lo he hecho al revés
no tengo nada que ofrecerte
solo el amor que me has hecho aparecer.

Si ves que estoy errando
si todo lo suelto y te doy la espalda
abrázame muy fuerte
tu eres todo lo que necesito.

Disculpa mis cambios de actitud
solo puedo decir que te amo a plenitud.

jueves, 4 de noviembre de 2010

El señor de las aves.

Me dediqué a imaginarlo, a observarlo en reflejos mentales.

Quería pintar su historia, colorear su mundo e iluminar su rostro. Deseaba describir al hombre de las aves.
¿Cuántas aventuras y maravillas ha pasado el señor de las aves? ¿Cuántás puedo yo labrarle?

Hay todo un mundo detrás del señor de las aves, pero el señor de las aves tiene historia propia. Intento, pues, contar su cuento.

En la ciudad de polvo, entre grises y verdes, se asienta el señor de las aves. Tomó un cartón por asiento provisional. Dice él que es más cómodo.
Sus ropas no son viejas, cuentan las hazañas de su vida, tienen las manchas de sonrisas, los huecos del amor, el olor del triunfo vivido.

Al lado de él se acerca un perro, el mismo perro de todos los días. Su intención no es conseguir alimento, su intención es compartir recuerdos con el señor de las aves. Un día el perro le dijo que había recorrido medio mundo andando con una patita lastimada. El señor de las aves entiende todo esto.

Y podría no tener nada, podría carecer de muchas cosas, materiales, confusas y difusas. Podría no ser parte de las reglas del mundo, del orden y del caos. Él no forma parte de nada, forma parte de todo.

Se alimenta con los respiros del mundo, se satisface con las pequeñas cosas, con las fotografías en blanco y negro. Le agradan los sabores de la tierra, fruto de su raza.

Goza del privilegio del andar viajero, se conmueve con los sonidos sin ritmo, sin regla. El señor de las aves mata lo malo con lo bueno que nadie entiende, que nadie busca: La escencia y el espíritu de su pueblo, nuestra misma escencia.

Su barba despeinada y dirigida a todas direcciones me deja ver el cobre. Su cabello es sedoso, es delgado, algo escaso.
Sus ojos esconden consejos, esconden sabiduría. Ese marrón te hipnotiza, te sugestiona.

Aquel hombre bueno, desinteresado de lo mundano, interesado en lo cotidiano, alimenta a las aves. No tiene comida para sí, pero tiene para ellas.

Ellas vuelven a él, ellas comprenden su sacrificio. Pero ahí está. Las ama, les preocupa. Le preocupa que todos nos olvidemos de los pequeños seres y de los pequeños placeres como alimentar a las aves.

Solo un niño y un hombre viejo entienden al señor de las aves. Es la combinanción de inocencia y experiencia las que son afines a él.

La gente le mira, le desprecia, le ven con curiosidad, algunos son amarillistas. Pero a él no le importa, es más divertido escuchar las historias que se cuentan de él. Le hacen nuevas aventuras que imaginarse. Puede ser quien quiera ser.

Y ahí está: contra el tiempo, contra las inclemencias, contra la injusticia social, contra la monotonía de los pueblos. El existe, el resiste.
El señor de las aves se quedará por siempre; ahí sentado en su cartón, conversando con el perro, alimentanto a las aves.
Está más por encima de nosotros, el econtró el tesoro de la simplicidad, encontró el disdfrute en la tierra.

Él aprovechó lo que pachamama tiene para darle. Y la tierra lo convertirá en aire, en agua y polvo, fusionándose con el universo. Aquel universo que tanto ama.

Dále pulque al señor de las aves, dale arte, dale ciencia, dale el lodo en las botas, dale la neblina.

Él le sonríe a la historia de su México.